Hidrata tu piel en verano con frutas refrescantes

Escrito el 16 Jul 2018
Comment: Off
Por su elevado contenido en agua (alrededor del 90%), la sandía calma la sed y es muy refrescante, además de ser
una de las frutas con más poder hidratante y diurético. Pero además es fuente natural de vitaminas y minerales, convirtiéndose en una fruta aliada para tu piel. Consumir sandía en verano ayuda a mantener la piel hidratada desde el interior, además su contenido en fibra contribuye a eliminar toxinas del organismo y esa limpieza interior también se nota por fuera en la salud y aspecto de la piel.
Pero además de comer sandía también puedes aprovechar esta fruta desde el exterior en cuidados naturales.
El jugo de sandía se convierte en un elixir de belleza hidratante y antioxidante que ayuda a hidratar y combatir las arrugas y el envejecimiento prematuro de la piel.
Cuidados naturales con sandía para la piel Para hidratar la piel: Su contenido en agua le convierten en una fruta ultra hidratante. Si quieres aprovechar su poder puedes elaborar una mezcla con un trozo de sandía, melón y un poco de miel.
Pon la mascarilla casera en la piel, espera 10 minutos y aclara con agua. Para limpiar la piel. Puedes usar el jugo de sandía como limpiador facial. Aplica el jugo en un algodón y pásalo por la piel, deja secar y enjuaga con agua fría.
Para cerrar los poros: La sandía tiene efecto astringente y ayuda a reducir los poros de la piel, la aparición de acné y manchas. Corta pequeños trozos de sandía, bien fresquita de la nevera, y esparce sobre la piel, espera 15 minutos y
limpia con agua tibia.
Para las quemadas de sol: Conserva la sandía fresca en la nevera, y puedes aplicar sobre la piel el jugo de la fruta empapado en algodones para aliviar zonas que te hayas quemado o hayan estado sobre expuestas al sol. Tiene un gran efecto refrescante y calmante.
Para tonificar la piel. El jugo de sandía se puede usar como tónico facial y corporal, aplicado en zonas de la piel delicadas como el cuello y el escote.
Otra fruta como el melón es una fruta de alto poder hidratante gracias a su contenido de 80% agua y vitamina A
para una piel hidratada frente al sol del verano.
¡Aprovecha los beneficios del melón! El melón es 80% agua por eso consumir esta fruta en verano es una excelente forma de hidratar la piel desde dentro. Además, es una fruta que fomenta la pigmentación de la piel para un bonito bronceado. Este poder bronceador se debe a su contenido en vitamina A, responsable de evitar la sequedad de la
piel. Desde el interior, el melón No hay que olvidar además, que el melón es muy diurético y actúa como un laxante suave.
Anti-manchas: El melón ayuda a limpiar el organismo y eliminar toxinas, previniendo de la oxidación de la piel (envejecimiento prematuro y arrugas) y aparición de manchas en la piel. Consumido en ayunas por la mañana de forma regular es una ayuda natural para mantener la piel sana y deslumbrante en verano. ¡Y no nunca olvides proteger tu piel con cremas de protección solar!
Wilfredo León
Editor@latinonewspaper.net
Redacción de Periódico Latino

Wilfredo Leon
Acerca del Autor
Newsletter Powered By : XYZScripts.com