No se admiten deportaciones: 23 países cierran la puerta a ICE

Escrito el 30 Sep 2016
Comment: Off
Alfred Olango, el hombre de 38 años que esta semana fue baleado mortalmente por la Policía de El Cajón, en el sur de California, había estado a punto de ser deportado en dos ocasiones por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) después de sendas condenas, pero Uganda, su país de origen, no aceptó recibirlo.

La actitud del gobierno ugandés fue similar a la que por sistema adoptan una serie de estados, que ICE califica de "recalcitrantes", que impiden las repatriaciones de sus ciudadanos.

Olango falleció el martes luego de que su hermana reportara al 911 que se estaba comportando de forma errática. Los agentes le dispararon cuando el hombre, que sostenía un cigarrillo electrónico entre las manos, no obedeció las órdenes que le daban. El hombre estaba desarmado y se cree que sufría de depresión o tenía problemas mentales.

La víctima había llegado en 1991 a Estados Unidos como refugiado. Hace más de una década, Olango comenzó a tener serios problemas con la justicia y su estatus migratorio fue puesto en cuestión.

Fue convicto a casi un año de cárcel por transportar y vender cocaína en 2002 y un juez migratorio pidió que se le deportara a Uganda, aunque el viaje nunca se produjo. En 2009 estuvo en un centro de detención de ICE luego de cumplir otra condena por posesión de una pistola semiautomática calibre 9 milímetros en Colorado.

Entonces también se intentó su deportación, pero Uganda nunca permitió el trámite.

Una vez más los intentos fueron infructuosos lo que llevó a una liberación de Olango”, indicó ICE en un comunicado en el que se explica que no pueden retener a una persona más de seis meses si la deportación parece que no va a suceder en un futuro próximo.

Uganda, por causas que ICE no precisó, rechazó colaborar en la repatriación, un comportamiento que no es habitual en el gobierno de ese país africano, según recalcó ICE. Uganda, de hecho, no está en la lista negra de 23 estados que le cierran la puerta a ICE.

En los últimos años miles de inmigrantes con procesos de deportación se quedaron en EEUU porque ICE no pudo lograr los documentos de viaje.

En 2015, 2,166 inmigrantes fueron liberados aquí en acato a una decisión de la Suprema Corte de Justicia de 2001 la cual establece que el gobierno de EEUU no puede detener indefinidamente a un migrante cuyo país no lo acepta.

La cifra registrada el año pasado corresponde al 11% de los casi 20,000 inmigrantes que liberó ICE sin explicar las razones. Ese porcentaje es similar al que se observa en 2014 y 2013.

Los "reclacitrantes" de ICE

La lista de países 'antideportaciones' o "recalcitrantes", como los llama ICE, está formada por Afganistán, Argelia, Bangladesh, Cabo Verde, China, Costa de Marfil, Cuba, Eritrea, Gambia, Ghana, Guinea, Irán, Irak, Liberia, Libia, Mali, Mauritania, Níger, Santa Lucía, Sierra Leona, Senegal, Somalia y Zimbabue.

Hay otras 62 naciones con las cuales existe una ‘cooperación tensa’, detalla la dependencia federal.

Un testimonio escrito que el subdirector de ICE, Daniel Ragsdale, entregó en julio pasado a un comité del Congreso, detalla los retos de la dependencia por un grupo de países que se niegan o retrasan los procesos de repatriación de sus connacionales. La agencia los llama "recalcitrantes".

El caso Zadvydas v. Davis, la Corte Suprema de Justicia declaró que los extranjeros sujetos a órdenes de expulsión no pueden ser detenidos durante más de 180 días, a menos que exista una probabilidad significativa de expulsión en un futuro razonablemente previsible.

La excepción se aplica para “ciertos terroristas e individuos peligrosos con antecedentes penales violentos”, aclara el reporte de Ragsdale.

“Como resultado de su falta de cooperación, ICE ha experimentado un obstáculo significativo en nuestra capacidad para expulsar a los extranjeros de estos países”, expuso Ragsdale.

Algunos de los criterios utilizados para determinar la cooperación de los países incluyen: obstaculizar los esfuerzos de deportación del ICE, negarse a permitir los vuelos chárter o especiales en el país; las condiciones del país y/o el entorno político, tales como disturbios civiles; y las negativas o demoras en la expedición de documentos de viaje.

Wilfredo Leon
Acerca del Autor
Newsletter Powered By : XYZScripts.com