¿Y SI MUERO ANTES DE QUE EL INMIGRANTE QUE ESTOY PATROCINANDO OBTENGA UNA TARJETA VERDE?


Existen circunstancias en las cuales un inmigrante podría obtener una tarjeta verde aún si el solicitante muriese antes de completar el proceso de aplicación. Exactamente, lo que ocurra dependerá en que tan lejos se encuentre el caso en el proceso cuando el patrocinador muera. También dependerá si el inmigrante y el solicitante estuvieron casados, si el inmigrante puede conseguir apoyo financiero de un patrocinador sustituto, entre otros factores.
Parte 1: Viudas(os) de un ciudadanos estadounidense (La 2da parte será para la próxima semana)
La viuda o el viudo de un ciudadano estadounidense (e hijos menores de 12 años de edad) podrá solicitar beneficios de inmigración basándose en el matrimonio.
El inmigrante que sea viudo o que haya enviudado será elegible para solicitar la tarjeta verde dentro de los dos años después de la muerte del cónyuge, siempre y cuando la pareja se haya casado de buena fé, no se hayan separado legalmente al fallecimiento del cónyuge, y el inmigrante no se haya vuelto a casar.
En este caso, los procedimientos dependerán si antes de que el cónyuge ciudadano estadounidense muriese se pudo presentar la petición de la visa I-130 en nombre del inmigrante. si es así, el inmigrante podrá proceder con la aplicación de la tarjeta verde, pero deberá notificar al Servicio de Inmigración (USCIS) sobre la muerte del cónyuge. En el caso que el ciudadano estadounidense no haya llegado a presentar la petición I-130, el inmigrante deberá presentar una auto-petición con el Formulario I-360 del USCIS.
Por consiguiente, si el inmigrante se encuentra en los EUA y es elegible para presentar un ajuste de estatus, pueden solicitarse conjuntamente con el Formulario I-485 y otros trámites de ajuste de estatus (excepto por el Formulario I-864 Declaración Jurada de Apoyo que se requiere normalmente en casos basados en el matrimonio, pero que no son necesarios en casos relacionados a la viuda o viudo de un ciudadano estadounidense).
Si el inmigrante se encuentra en el extranjero, o no es elegible para ajustar su estatus en los EUA, entonces él o ella podrían utilizar el procedimiento conocido como proceso consular. En el caso que presente un I-360, el inmigrante deberá de incluir una copia del certificado de matrimonio de la pareja, prueba de la ciudadanía estadounidense del cónyuge, una copia del certificado de defunción, y una copia del pago de la tarifa del registro.
Aún si la I-130 ya se presentó, el inmigrante de todas maneras deberá notificar al USCIS dentro de dos años de la muerte de su cónyuge, y tendrá que incluir los documentos mencionados, salvo por el formulario de petición y la copia del pago de la tarifa del registro.

Daniel D Christmann
Acerca del Autor
Inmigracion
Newsletter Powered By : XYZScripts.com